10 jun. 2009

vidrieras


Cuando la arquitectura se hace luminosa.

7 comentarios:

elena clásica dijo...

Es una maravilla esta serie de vidrieras con la que nos recreas. Místico espíritu que a anidado en ti, cristal y luz.
Ese azul, ¿dónde nos llevará? La composición la encuentro profundamente poética, ensoñadora, los ojos abiertos entusiasmados contrapuestos a los párpados que nos encontramos cerrados de los angelotes.
Es una belleza y un lujo asistir a momentos elevados de tu mano, pues tú eres luminosa.
Un besazo.

Hammelinn dijo...

muy linda tu nueva entrada !!!

beso

Fede Hammelinn

Carla Tormenta dijo...

Me fascinan tus vidrieras, es como si me hipnotizasen, tienen una fuerza extraordinaria querida Creadora!!

helena dijo...

Es un verdadero honor para mi recibir vuestros comentarios en mi blog, así como un lujo poder visitaros. Gracias por compartir conmigo este amor por el arte y la poesía. Un beso.

Loli Martinez dijo...

Helena , maravillosa representación , me gusta toda la obra pero destacaria esos azulados tan caracteristicos tuyos.La figura central parece estar hablando con una mirada encantadora .
Precioso el contraste del amarillo.
¡¡ Genial !!
Un fuerte beso y abrazo.

helena dijo...

Hola Loli
Me estoy volviendo loca con las vidrieras, puesto que el color que les doy se me va perdiendo con el negro del fondo y cada vez que las miro siento que necesitan algo más. Es una sensación desasosegante, a veces la pintura me da y me quita, no sé si me entiendes. De todas formas, me anima un montón que te guste y que me des tu opinión. Gracias Loli. Un beso.

Hammelinn dijo...

Que bueno que te guste el tango amiga, yo siempre pongo asi que vas a escuchar seguido

un beso

FdeH